CANCIONES DE TIZA


In memoriam José Antonio Torija

(Profesor del IES Joaquín Rodrigo de Vicálvaro)

 

Había algo raro en el aula del edificio C este año. No supe lo que era al principio, pero me invadió una extraña sensación de vacío.

 

Recordé el día en que descubrí que no era el único en hacer repicar las pizarras a golpes de tiza. Es Tori, me dijeron los chicos, que le da todavía con más fuerza que tú. He de reconocer que en un primer momento debió de molestarme perder una exclusividad que no era tal. Pero pronto descubrí que era divertido jugar a una suerte de comunicación a través de la pared de cuyos lados colgaban sendas pizarras. Me resultaba gracioso pensar que mientras yo arrojaba docenas de corcheas sobre el encerado, al otro lado se despeñaban los números que con dificultad habían entrado en un problema. Me provocaba oír el golpeteo sonoro e insistente y aceleraba la resolución de un ejercicio o cambiaba de actividad con la excusa de replicar a la sutil llamada de Tori desde el otro lado.

 

Durante años miramos nuestros horarios el primer día de clase buscando coincidencias en esas aulas de pizarra contra pizarra, y casi todos los cursos tuvimos la suerte de poder continuar nuestro juego inocente. Aprendimos a interpretar la canción que cada día el otro cantaba: el resbalón cansino de los días de agotamiento, la energía de los días en que uno explicaba con pasión, la rabia de un mal día, el golpe grácil de un chiste, la caída del trozo roto de tiza que no aguantaba la presión.

 

Durante años nos miramos al salir de clase, esbozando apenas una sonrisa tímida, sabiendo que el otro sabía que sabíamos. Y no decíamos nada. Hasta la siguiente clase, en que hablarían de nuevo las tizas.

 

Y por eso hay algo raro en el edificio C este año, José Antonio. ¿Sabes? Ya no hay quien haga repicar las pizarras a golpes de tiza. Ya no hay quien haga cantar a las ecuaciones.

  

 

josé carlos pino jiménez

Escribir comentario

Comentarios: 5
  • #1

    Alberto Medrano (lunes, 27 marzo 2017 17:27)

    Tac... tac-TAC!

  • #2

    Chus (lunes, 27 marzo 2017 19:22)

    Yo sigo siendo de tiza (a veces de colores) intentaré darle con ritmo, pero lo mismo solo consigo mancharme... la música queda para los grandes maestros como Tori y tu.
    Precioso José Carlos.

  • #3

    Dani (lunes, 27 marzo 2017 21:25)

    Qué chulo, compañero. Cuánto talento!

  • #4

    Andrés (martes, 28 marzo 2017 08:07)

    Precioso relato, una vez más. Gracias, compañero

  • #5

    josé carlos (martes, 28 marzo 2017 14:44)

    muchas gracias, compañeros.
    me alegro mucho de que os guste.
    un abrazo